Nutrición

Por qué consumir aceite de hígado de bacalao

El aceite de hígado de bacalao es un suplemento a nuestra dieta que cada vez es más utilizado entre los deportistas, amantes del fitness y en general de aquellos que optan por una dieta saludable ya que contiene vitaminas y otros nutrientes que tradicionalmente se utilizaban como remedio de medicina natural y que hacen su consumo algo muy recomendado para los deportistas.

El aceite de hígado de bacalao se produce cocinando al vapor el hígado del bacalao. Posteriormente se prensa, proceso del que se obtiene el aceite. Por su origen presenta un ligero sabor a pescado, lo que produce que tenga un sabor poco agradable, cosa que se ha solucionado comercializándolo con sabores cítricos o a menta.

La manera más habitual de consumirlo es en forma de cápsulas en dosis de aproximadamente 25 ml. diarios, aunque también se comercializa en forma líquida.

Razones para tomar aceite de hígado de bacalao

Aporta nutrientes esenciales como los ácidos grasos omega-3. Los omega-3 favorecen la reducción de la presión arterial, aumenta el colesterol bueno (lo que mejora la salud del corazón), reduce los dolores producidos por la artritis y ayuda a prevenir la depresión.

El aceite de hígado de bacalao también aporta vitaminas A y D:

  • Vitamina A. Mejora el funcionamiento del sistema inmunológico, ayuda a prevenir el cáncer, favorece el crecimiento y desarrollo de las células, ayuda a tener una buena visión, todo esto además de ser un antioxidante.
  • Vitamina D. Es la que genera nuestro organismo cuando tomamos el sol. Consumir aceite de hígado de bacalao nos ayuda a mejorar el sistema inmunológico, a tener unos huesos fuertes y favorece la circulación sanguínea.

Otras de las ventajas que nos aporta el consumo de aceite de hígado de bacalao son:

  • Ayuda a combatir el dolor y la inflamación. En muchas ocasiones sirve como sustituto del ibuprofeno.
  • Mejora la salud de los huesos y de manera natural ayuda a prevenir enfermedades como la osteoporosis.
  • Reduce los niveles de colesterol y triglicéridos, con lo que favorece la prevención de enfermedades cardíacas.

Información nutricional del aceite de hígado de bacalao

El aceite de hígado de bacalao no deja de ser pura grasa, por lo que tiene un montón de calorías. Esta es la razón por la que las dosis diarias son de miligramos. A continuación os mostramos los valores para 100 g.

  • Calorías: 902
  • Ácidos grasos saturados, 23 g.
  • Ácidos grasos poliinsaturados, 23 g.
  • Ácidos grasos monoinsaturados, 47 g.
  • Colesterol, 570 mg.
  • Vitamina A, 100 mg.
  • Vitamina D, 10 mg.

Efectos secundarios del consumo de aceite de hígado de bacalao

Para concluir este post vamos a mencionar algunos de los efectos secundarios que presenta el consumo de aceite de hígado de bacalao.

  • Sabor a pescado. Aunque las cápsulas se comercializan con sabores como menta o limón, cuando se deshacen en el estómago es inevitable tener cierto regusto a pescado.
  • Acidez, eructos y trastornos como dolor de estómago, gases, sensación de hinchazón y nauseas pueden ser producidos. Hay que tener en cuenta que el aceite es un producto muy fuerte y los que tengan el estómago delicado sufrirán más estos síntomas
  • Pueden reducir el tiempo en que tarda en coagularse la sangre, lo que puede provocar hematomas o sangrado.
  • Puede aumentar la glucemia.

Ante la duda, consulta con un profesional sobre si te conviene o no el consumo de aceite de hígado de bacalao.

[Total:2    Promedio:4.5/5]