Otros

Te proponemos planes deportivos para San Valentín

Compartir aficiones con tu pareja es garantía de una relación duradera y de que el día a día va ser feliz y placentero. Ya se trate de viajes, opciones culturales (arte, cine, teatro, etc.), gastronomía o deporte, si a los dos les une una afición, el día a día va a ser más feliz. En el artículo de hoy te vamos a proponer planes deportivos para San Valentín, ahora que se llega el 14 de febrero, día de los enamorados.

Algunos planes deportivos para San Valentín

En la sociedad actual el deporte se ha instaurado como una filosofía de vida. Si hace unos años que uno de los miembros de la pareja lo practicara regularmente era algo raro, ahora lo habitual es que los dos lo practiquen de manera habitual.

 

El deporte es una vía más para conocernos. El relacionarse nos acerca, hace que entremos en contacto con otras personas y es a partir de ahí cuando surgen las relaciones. No es raro encontrar trabajo gracias a los compañeros de gimnasio, hacer amistades y, como no, conocer a la que será tu pareja.

En algunas ocasiones cada uno hace su sesión de entrenamiento por separado y la vuelta a casa es el momento de compartir cómo ha ido la sesión: qué ha hecho cada uno, cómo ha ido esa clase colectiva o cuánta “caña” le ha metido el monitor.

Y, de igual manera, esa sesión de entrenamiento se hace en común, adaptándose el uno al otro. Hoy hago yo lo que más te gusta a ti, mañana haces tú lo que más me gusta a mí, y así estamos juntos en nuestro tiempo de ocio, algo necesario, porque, quizás, el día a día impide a muchas parejas hacer vida en común. Y qué mejor manera de hacerlo que con el deporte, sea cual sea el que practiquemos.

Y con la llegada del día de los enamorados, quienes tienen al deporte como parte de su vida quieren compartir su afición con su pareja con planes como:

Escapada a la nieve

Una de las estrellas en lo que se refiere a planes deportivos para San Valentín. El trimestre que va desde las vacaciones de Navidad hasta las de Semana Santa, se hace largo porque no hay festivos laborales. Por esta razón mucha gente se coge unos días de vacaciones para desconectar, cargar pilas… y estar con su pareja.

La opción de irse a esquiar es perfecta en esta época, más en este año en el que las nevadas han sido generosas y las estaciones de esquí están a pleno rendimiento. Si te gustan los deportes de nieve, ¿hay mejor opción que una escapada, desconectados del día a día en pareja practicando uno de los deportes que os gustan a los dos? O de iniciar al otro en su práctica.

Las agencias de viajes son conocedoras de esta circunstancia y ofrecen opciones que, aparte de lo esencial, lo relacionado con la práctica deportiva, se complementan con cenas románticas, habitaciones con encanto, etc. Todo para que la experiencia sea única y para que la pareja se una más. Deporte y viaje.

Running en pareja

Más que catalogarlo como planes deportivos para San Valentín, se puede incluir como plan deportivo para todo el año. Muchas parejas viven su San Valentín todos los días del año, pero cuando llega esta fecha, regalarle a tu compañero ese material deportivo que le va a permitir compartir contigo afición, sin duda es una de las mejores opciones.

Salir a correr en compañía es mucho más placentero que hacerlo solos. Además, llegar a casa después de una dura jornada laboral y tener a tu “otra mitad” esperando para poder compartir contigo un rato de deporte es muchas veces lo que necesita uno para superar los momentos de duda, esos en los que si no tenemos a alguien que nos “empuje”, dejaríamos la sesión de entrenamiento para otro día.

Rutas y visitas en bici a otras ciudades

Otra de las opciones deportivas en auge es todo lo relacionado con el ciclismo. Cada vez más son las ciudades que construyen carriles bici y las vías verdes ciclistas crecen a lo largo del país. Por eso uno de los planes deportivos para San Valentín que están en auge son las visitas a otras ciudades con opciones deportivas como alquiler de bicis para que la visita a la ciudad cunda más.

 

Qué decir si optamos por algo más natural. Una escapada invernal a una casa rural a la que podamos llevarnos nuestra bici y poder salir a conocer el entorno natural, para culminar la jornada al calor de una chimenea, sin duda es un plan que cada vez más parejas contemplan en el día de San Valentín.

Con una raqueta en la mano

Paddle, tenis o squash son otra opción para que la pareja pueda hacer deporte juntos y/o con otras parejas. En las nuevas urbanizaciones ya es casi obligado hacer un gimnasio y una pista de paddle para que los vecinos puedan practicar esta modalidad deportiva.

Si es tu caso, a tu pareja le gusta el deporte y no sabes qué regalarle para San Valentín, equiparla con el mejor material para la práctica de los deportes de raqueta es una opción que te va a garantizar el éxito en la elección y que va a contribuir a que tu relación sea más duradera.

Gimnasio en pareja

Al igual que ocurre con el running, muchas veces necesitamos un pequeño empujón para ponernos el chándal e ir al gimnasio en vez de quedarnos en casa cuando volvemos del trabajo.

Si a tu pareja le gusta el deporte, regalarle un bono para el gimnasio y poder compartir tu afición con él/ella este día tan señalado es una muy buena elección. Seguro que en la propia instalación se proponen planes para completar el día con una cena romántica en algún restaurante cercano.

Un crucero muy romántico

Es verdad que en esta época del año el mar no se suele contemplar como opción, pero no es menos cierto que precisamente por esa razón, hacer un crucero en febrero nos garantiza poca masificación y más intimidad, algo que muchas veces no tenemos y que en un día tan especial se agradece.

Las agencias de viaje buscan ofrecer a los clientes opciones novedosas y cada vez es más la oferta de este tipo de productos. Un crucero con tu pareja es uno de los planes deportivos para San Valentín con el que, sin duda, vas a acertar.

[Total:1    Promedio:4/5]